La Confederación Nacional de Productores Agropecuarios y el Consejo Nacional de Cooperativas acordaron desarrollar un programa educativo y de acciones comunes en productividad con una perspectiva cooperativista.
Durante una rueda de prensa ofrecida este jueves en el Conacoop firmaron la alianza, los licenciados Eric Rivero y Julito Fulcar Encarnación, indicaron que el acuerdo fortalecerá tanto la seguridad alimentaria y la formación en cooperativismo.
Rivero resaltó que la alianza estratégica fue suscribieron ante ejecutivos de ambas entidades y los periodistas de medios escritos, televisivos y digitales, constituye un ejemplo de coordinación de recursos de entidades que tienen intereses comunes.

Rivero y Fulcar destacaron que el acuerdo constituye frente al país un ejemplo de coordinación en función de los intereses nacionales en materia cooperativista y alimentaria.
“Lo que Conacoop y Confenagro hemos logrado es una muestra de entendimiento, apertura y coordinación de recursos frente a necesidades de crecimiento y fortalecimiento que son comunes” afirmó Rivero.
Fulcar sostuvo que la alianza facilitará a los miembros de Confenagro el acceso a programas y proyectos en beneficio del sector cooperativo agropecuario, creación de nuevas cooperativas en el indicado sector productivo y el fortalecimiento de  la federación de cooperativas agropecuarias.
El acuerdo distribuye las responsabilidades de recursos, informaciones, contactos y otros, a fin de darle cumplimiento, incluyendo la contratación de personal capacitador de acuerdo a cual entidad solicite sus servicios y garantizar la asistencia de los productores agropecuarios a los entrenamientos. Establece los compromisos de cada una de las dos entidades firmantes.

La alianza establece que uno de los objetivos es la creación del Plan Nacional para la promoción y organización de cooperativas.
Los cursos y entrenamientos serán impartidos en las instalaciones de cualquiera de las dos entidades por los docentes.
El presente acuerdo entrará en vigor a la fecha de su firma y tendrá una duración de dos años y puede ser finalizado en el caso en una o ambas entidades lo comunique a la otra, con 30 días de antelación.

Por Jose Rafael Sosa

Periodista, escritor dominicano y origamista