El Banco Central  encendió  su tradicional árbol de Navidad, ante las autoridades y altos funcionarios de la institución y representación de la empleomanía, en ceremonial desarrollado con las medidas de seguridad ante el COVID-19.

El gobernador Héctor Valdez Albizu mostró su regocijo ante una nueva celebración del nacimiento del Señor, después de un año difícil para la República Dominicana y el mundo, tras el impacto en la salud y la economía de los efectos de la pandemia.

Valdez Albizu estimuló a los presentes a sacar adelante el espíritu bancentraliano para contribuir con sus valores a la superación de la pandemia, así como a seguir trabajando con ahínco a fin de que el aporte individual y colectivo que se realiza a través del Banco Central sea relevante para el logro del desafío sanitario y económico que enfrenta la República Dominicana.

“Hoy puedo decirles que vamos a superar sin dudas las dificultades que sobrevinieron en el año que acaba, y que 2021 nos traerá fortaleza, estabilidad y salud, confirmando de esta manera que el trabajo y la fe siempre nos traen sus frutos”, expresó el gobernador en sus palabras.

El gobernador invitó a los presentes a ejercer los principios de integridad, búsqueda de la excelencia, compromiso y actitud, que también se recogen entre los valores de la institución. Asimismo, recomendó no olvidar que en la celebración de estas fiestas estamos obligados a ser escrupulosos con las medidas de seguridad frente al COVID-19, con el objetivo de protegerse a sí mismos y a nuestros seres queridos.

En el acto, el gobernador estuvo acompañado por su esposa Fior de Valdez, la vicegobernadora Clarissa de la Rocha de Torres, el gerente Ervin Novas, el contralor José Manuel Taveras Lay, así como por subgerentes y asesores de la institución.

Por Jose Rafael Sosa

Periodista, escritor dominicano y origamista