A cantidad de gente joven, puede que no les diga mucho la información de la muerte del poeta Norberto Pedro James Rawlings y que la incidencia pueda perderse como una de las luctuosas mas en tiempos Covid 19.

Cuando quien muere es un poeta, su palabra y sus imágenes le sobreviven, le suceden y siguen validando, haciendo crecer su marca, ingresando a una inmortalidad que torna innecesarios todos los reconocimientos y premios que no recibieron.

Fallecido en Boston a los 75 años, Norberto Pedro James Rawlings, deja es una obra que ha de continuar hinchando de emoción los pechos de quienes se acerquen a su imaginario, recreando los mundos que, por experiencia o fantasía, ¿tocaban su alma?

Para las presentes generaciones millenials, Norberto James es un desconocido necesario. Sus textos deslumbran por la musicalidad, el ritmo, la sencilla

¿Cómo escribía que su obra aparece en decenas de antologías del Caribe, América y otras latitudes? ¿Dónde radicaba el valor de su inspirado acento? ¿Qué lo caracterizaba como creador de figuras y mundos subyacentes en el sudor del negro trabajador de la caña, proveniente de las islas del Caribe Ingles?

Gracias a una antología de su poesía, producida por el equipo de Intercoach, tenemos acceso a parte de sus textos:

ANTOLOGIA EDITADA POR GRUPO INTERCOACH. HACER CLICK

antologia-de-norberto-james-rawlings (1) (1)

¿Como era su voz? ¿Cómo leía? ¿Cómo entonaba su propia poesía? Gracias a un documental de René Fortunato para Video Cine Palau, que coauspicia el programa Camino Real, podemos tener idea de como leía, de cual era su voz, la que inicia este trabajo:

Por Jose Rafael Sosa

Periodista, escritor dominicano y origamista